fbpx

Cirugía endoscopica de Senos paranasales

¿Qué es la Cirugía Endoscópica de senos paranasales?

 

La cirugía endoscópica es una intervención que agrupa diferentes técnicas quirúrgicas cuyo punto en común, es abordar los senos paranasales afectados a través de las fosas nasales, utilizando instrumentos ópticos o “endoscopios rígidos”, que permiten visualizar y manipular al mismo tiempo. Además, estos instrumentos permiten la posibilidad de conectarlos a sistemas de televisión y grabación de vídeo.

 

El objetivo de esta cirugía es abrir los pasajes de los senos paranasales para permitir un drenaje adecuado hacia la nariz.

 

Aunque la mayoría de los pacientes que se operan (85-90%) reportan sentirse significativamente mejor después de la cirugía, algunos pacientes pueden necesitar el uso de medicamentos a largo plazo. Es importante reconocer que esta cirugía es de gran ayuda para tratar la sinusitis crónica.

 

Te recomendamos leer: ¿Por qué sangramos por la Nariz? 

 

¿En qué consiste esta cirugía?

 

Es un procedimiento mínimamente invasivo y se realiza bajo anestesia general, por lo que el paciente necesitará una estancia mínima intrahospitalaria, de tan solo un día adicional después de la intervención.

 

La Cirugía puede recibir diferentes denominaciones que dependerá de los Senos Paranasales afectados, y dentro de ellas tenemos:

 

CIRUGÍA DEL SENO MAXILAR
Consiste en la limpieza y drenaje de los senos maxilares.

ETMOIDECTOMÍA O CIRUGÍA DEL SENO ETMOIDAL
Consiste en la limpieza y drenaje de las celdillas etmoidales.

ESFENOIDECTOMÍA O CIRUGÍA DEL SENO ESFENOIDAL
Consiste en la limpieza y drenaje de los senos esfenoidales.

CIRUGÍA DEL SENO FRONTAL
Consiste en la limpieza y drenaje de los senos frontales.

 

En ocasiones puede existir una importante Obstrucción Nasal de las vías respiratorias, que se considera la causa inicial responsable de la aparición de la sinusitis crónica, por lo que será necesario proceder, además de limpiar los senos paranasales, a solucionar este problema mediante la correspondiente intervención quirúrgica.

 

La Cirugía Endoscópica de Senos Paranasales puede realizarse simultáneamente con otras intervenciones, pero dependerá si el paciente presenta:

 

  • Hipertrofia de cornetes nasales inferiores: Esta hipertrofia se soluciona mediante la aplicación de un procedimiento llamado Radiofrecuencia Inducida de Cornetes
  • Desviación del tabique nasal. Esta desviación del tabique se corrige mediante una cirugía llamada
  • Poliposis nasal: Estos pólipos se extraen mediante un procedimiento llamado Polipeptomíay/o Etmoidectomía. 

¿Cuándo está indicado realizar la Cirugía Funcional Endonasal?

 

Las indicaciones relativas que cubren a la mayoría de pacientes, son casos de Rinosinusitis Crónica, que no presentan resolución de los síntomas después de haber intentado terapia médica máxima (TMM), esta terapia se caracteriza por el uso intensivo de esteroides tópicos nasales, antibioticoterapia dirigida por cultivos de meato medio e irrigaciones de solución salina.

 

Es importante mencionar que muchos de estos pacientes han sido sometidos a adenoidectomía sin resolución de los síntomas.

 

Como parte del estudio clínico de un paciente con Rinosinusitis Crónica y potencial candidato a esta cirugía, debe considerarse primero la presencia de condiciones de base que puedan alterar el pronóstico de la enfermedad: rinitis alérgica, asma, reflujo gastroesofágico, fibrosis quística, disquinesia ciliar, inmunodeficiencia primaria o adquirida, alergia a la aspirina, exposición a cigarrillo, asistencia a guarderías, etc.

 

Al final de todo este ejercicio clínico, el número de pacientes que requerirán Cirugía Endoscópica Funcional por Rinosinusitis Crónica es muy reducido.

 

En estos pocos y bien seleccionados casos, la cirugía ha demostrado ser efectiva, con tasas de éxito cercanas al 90%.

 

¿Cuándo se es candidato para este tipo de cirugía?

 

Se es candidato si se cumplen las siguientes condiciones:

  1. Sinusitis crónica que no responden a tratamiento.
  2. Complicaciones intracraneales.
  3. Formación de Mucocele y Piocele.
  4. Necrosis de las paredes óseas del seno afectado.
  5. Celulitis orbitaria con formación de absceso.

 

¿Qué complicaciones puede traer esta cirugía?

 

  • Complicaciones Transoperatorias: Hemorragia severa, fístula de líquido cefalorraquídeo, ceguera, hematoma orbital, diplopía, enfisema subcutáneo de la órbita y tejidos blandos, traumatismo directo al cerebro y hemorragia intracraneal.

 

  • Complicaciones postquirúrgicas: Sinequias, cierre de antrostomía, daño al conducto nasolagrimal, hiposmia o anosmia, recurrencia de la sintomatología. 

 

 

Por el Dr. Antonio Córdoba

Especialista en Otorrinolaringologia

David – Chiriquí

Tel. 6956-1554

Contactar por Whatsapp

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!